Diego Torres Una Promesa

Diego Torres – Del baby a primera división “Mi sueño es jugar en la Bombonera” El juvenil futbolista villanovense, con 18 años, logró recientemente el ascenso con Chacarita Juniors a la primera división, y ahora, además de soñar con jugar en lo más alto del fútbol argentino, anhela otro deseo

El reciente nuevo ascenso de Chacarita Juniors a primera división pasó como un dato anecdótico para la gran mayoría de los amantes del fútbol de nuestra ciudad como de la vecina, Villa Nueva.

No obstante, en un hogar villanovense, más precisamente en la calle Namuncará, se vivió con mayor euforia, con más alegría, porque en ese plantel que obtuvo el pasaje a la mayor división del fútbol argentino, está Diego, el hijo varón, el hermano varón, pugnando por ese gran sueño, junto a las figuras del “funebrero”. como el “Chavo” Alustiza o Coyette.

Hablamos de Diego “Oveja” Torres, el hijo de papá “Chorila” y de mamá Marcela, el hermano de Karen o Melina, quien ya hace tiempo que se fue a comenzar el sueño de ser futbolista, está haciendo sus primeros pasos en el elenco “funebrero”, donde debutó “el año pasado, contra Platense, en el clásico”.

Y a su vez se describe como que “me considero un enganche, pero puedo jugar como volante por izquierda, por derecha o más arriba”, mientras recalca que “estoy muy contento por el ascenso, fue algo que no me lo esperaba, pero se me dio, por suerte”.

“No me imaginé todo esto, sino que fui a la prueba, quedé y pensé en darle para adelante y ahora, a un año y medio de que estoy en Chacarita, se me están dando las cosas.”

Por otra parte, en cuanto al debut como titular, en el último partido del campeonato de la B Nacional, comentó: “El técnico nos había dicho, en un principio, que si ascendía antes a los últimos partidos lo jugaban los pibes, además a mí me venía hablando desde hace rato, pero no se daba”.

“Una vez que ascendió al próximo partido supuestamente íbamos a jugar nosotros, pero dijo ‘no, quiero salir campeón’, pero con San Juan (San Martín) empató 1-1, ya no tuvo chance de ser campeón, por lo que al último partido lo pude jugar de titular”, agregó.

Mientras, pensando en el futuro, “Oveja” con sus 18 años, destacó que “para seguir en la élite del fútbol argentino tenés que cuidarte y tener la mentalidad de seguir para adelante”.

@ “Suerte”

Por su parte, sobre el hecho de quedar en Chacarita, Torres informó que “fue un poco de suerte”.

Y expresó: “Fueron tres días de prueba, martes, miércoles y jueves. El primer día entrené para el último equipo, jugué con los ‘92 y no me miraba nadie, el miércoles también jugué con los mismos, y ya tenía bronca, decía ‘qué voy a quedar si no me mira nadie’, pero el jueves fueron los coordinadores, todos a vernos, justo jugué para el primer equipo, anduve bien y quedé”.

En tanto, sobre el hecho de subir al plantel de primera división, dio a conocer que: “Luego de que quedé jugué la mitad del año en quinta y después (Pedro) Monzón -técnico del plantel de primera en ese momento en Chacarita- me subió al plantel de primera, por más que continué jugando en mi división”.

Sobre las sensaciones que brinda estar en el plantel profesional, describió que “estás más feliz, entrenás con los jugadores de primera, en un muy buen ambiente porque venía ganando. Cambiaron mucho las cosas” y, sobre el cambio de técnico que tuvo el elenco de Buenos Aires, Torres informó: “‘Ruso’ (Zielinski) fue el que me hizo debutar. Por lo que el cambio de técnico me ayudó más”.

@ El baby

En cuanto a su proceso en el baby fútbol, “Oveja” explicó: “Me acuerdo que arranqué con Campeadores a los siete años, después fui a Bancaria, luego con El Porvenir jugué un campeonato en Almafuerte y me quedé. Me encantaba jugar al baby, de chiquito siempre me gustó jugar al fútbol y lo podía hacer en el baby”.

“Cuando terminé el baby estuve un año en Alem y después ya me fui a Rosario, a vivir en la pensión y la verdad es que extrañás mucho, pero si vos querés ser algo te las bancás, porque todo es sacrificio en la vida”, manifestó.

@ El sueño

Por último, sobre el nuevo sueño, Torres sorprendió al expresar: “Mi sueño es jugar en la Bombonera, no importa si lo hago en reserva o primera… Hay que ver qué pasa, sólo espero de poder seguir jugando algunos partidos en primera, voy a trabajar para eso porque en el club sí andás bien te ponen”.

@ “Y pensar que no quería jugar más…”

En un punto de la charla, Torres dio a conocer que estuvo muy cerca de no vivir este presente, al indicar que: “Estaba en Sagrado Corazón, de Rosario, que es una escuela de fútbol… de la cual me había ido porque no quería jugar más al fútbol”.

Y, ante la consulta de por qué pretendió tomar esa decisión, describió: “Es que el empresario dueño de mi pase hacía tres o cuatro años que me tenía en Rosario y siempre me decía que me llevaba a un lado y después no lo hacía, hasta que me cansé, y me vine para mi casa”.

“Estuve un mes acá y no jugaba más, no lo iba a hacer más, pero me habló y le dije que volvía pero con una condición, que a fin de año me llevara a probar a algún lado, sino que me diera el pase libre, y él lo aceptó y me terminó llevando a probar a Chacarita”, redondeó.

@ Datos Personales

Nombre: Diego Fabián Torres.

Apodo: “Oveja”.

Fecha de nacimiento: 06-11-91

Edad: 18 años.

Familia. Padres: Marcelo “Chorila” Torres y Marcela Olthoff. Hermanas: Melina y Karen.

Baby fútbol: Los Campeadores, Bancaria y El Porvenir.

Inferiores: Alem (1 año), Argentino de Rosario, Sagrado Corazón de Rosario y Chacarita Juniors.

Debut: el 29-11-08; ingresó a los 42m ST por Alustiza en el partido por la 17ma. fecha del torneo de la B Nacional, en el cual Chacarita venció 2-0 a Platense.

EL DIARIO del Centro del País – Villa María, Córdoba, Argentina

Diego Torres